100 years

El Tridente

El Tridente: la evolución de un símbolo

El Tridente, el símbolo de un mito. Un logo utilizado en todos los deportivos de la historia de Maserati que ha seguido la evolución de la marca, del estilo, de la tecnología y del rendimiento, acompañando todas las victorias y éxitos de los vehículos de Maserati. Un símbolo que tiene su origen en la mitología y que ha llegado prácticamente sin variación hasta nuestros días. Maserati siempre se ha identificado gracias a su Tridente, que en el inicio de su historia campeaba en los automóviles de competición y posteriormente lo ha hecho en los turismos de calle.

Idea del marqués De Sterlich y de Mario Maserati

Alrededor del 1920 los hermanos trasladan su taller a unos locales más adecuados y cambian asimismo la razón social de la fabricación de bujías introduciendo la nueva denominación "Officine Alfieri Maserati SA". Dada su intención de construir un bólido propio para tomar parte en las varias competiciones internacionales, la fábrica Maserati necesitaba un emblema con el que distinguir su nuevo automóvil del resto. Así, se decidió encargarle a Mario Maserati, hermano artista, escasamente aficionado a los coches, la realización de un nuevo símbolo para los futuros vehículos. Mario recibió los consejos de un amigo de la familia y valedor de Alfieri Maserati, el marqués Diego de Sterlich, quien le propuso que se inspirara en la estatua de Neptuno de Piazza Maggiore, en Bolonia, ciudad en la que se encontraba la sede de Officine Maserati en aquel entonces. De este modo Mario decidió utilizar el Tridente de Neptuno, remarcando, además, el vínculo de la fábrica con Bolonia a través de los colores rojo y azul con los que se distinguían, y se siguen distinguiendo hoy día, el Tridente y la leyenda Maserati.

La estatua de Neptuno

Desde el siglo XVI la Piazza Maggiore de Bolonia se ve dominada por una figura emblemática para la historia de Maserati. La Fuente de Neptuno, en efecto, fue la inspiradora del logotipo del Tridente de Maserati, símbolo de la ciudad de Bolonia y de la firma automovilística. Proyectada por el pintor siciliano Tommaso Laureti en 1563, la Fuente de Neptuno fue realizada en bronce por el escultor flamenco Jean De Boulogne, también conocido como Giambologna. La fuente monumental fue terminada en 1565; desde entonces siempre ha sido uno de los monumentos más importantes de la ciudad de Bolonia.

Un símbolo de prestigio

El Tridente siempre se ha distinguido como símbolo de prestigio, un logo tradicional que ha identificado todos los vehículos de la historia de Maserati. Inmediatamente asociado a la marca Maserati, el Tridente subraya la exclusividad de los automóviles de la marca, todos ellos obras maestras de deportividad, elegancia y lujo. Desde el A6 hasta las seis generaciones del Quattroporte, del 3500 GT al Mistral pasando por los Ghibli, los Biturbo y el resto de obras maestras de la ingeniería, el Tridente ha identificado todos los modelos de la historia de la firma Maserati.

Desde el primer Maserati Tipo 26 del 1926 hasta la moderna gama Maserati, el Tridente siempre ha identificado todas las realizaciones de la marca italiana. A lo largo del tiempo la forma del logo ha cambiado ligeramente (primero rectangular, después ovalada larga y ahora ovalada estrecha), pero siempre con el Tridente en el centro. Un símbolo de excelencia, prestigio y exclusividad que custodia en su alma la deportividad de una marca y la historia de un mito. El GranTurismo, el GranCabrio, el Quattroporte y el Ghibli lucen las tres puntas del emblema de Maserati enamorando a miles de aficionados en el mundo entero. Un símbolo de éxito, pasión y tecnología, así como de carácter deportivo y elegancia. ¡Larga vida al Tridente!